"Quieren una argentina sin voces críticas"

Política 10 de enero de 2018 Por
Comunicado de CCP Comunicadores del Campo Popular sobre la persecusión a Víctor Santa María.
WhatsApp Image 2018-01-10 at 17.41.57

Como Comunicadores del Campo Popular repudiamos que el gobierno nacional, a través de Clarín, La Nación y el Partido Judicial, vuelva a embestir contra el sindicalista, presidente del PJ porteño y titular del grupo de medios Octubre.


Página12 es hoy el único diario de alcance nacional con una línea editorial opositora al régimen macrista. Víctor Santa María, además de gestionar el grupo de medios del Suterh, es diputado al Parlasur, presidente el Partido Justicialista en la Ciudad de Buenos Aires, y dirigente opositor.


No es de extrañar que en un clima de políticas neoliberales, de saqueo al pueblo argentino (como la reforma de precarización laboral que el gobierno insiste en realizar a cualquier costo, siguiendo los lineamientos del Fondo Monetario Internacional), el Partido Judicial inicie un nuevo apriete contra la libertad de expresión, en este caso contra el representante del diario Página 12 y la radio AM 750.
Reclamamos el respeto incondicional por la libertad de expresión y condenamos las operaciones mediáticas promovidas por el gobierno nacional que atacan esa libertad, violan la Constitución Nacional y consolidan un modelo autoritario.


Coincidimos con tristeza con el diagnóstico de la radio pública de Alemania cuando dice sobre la Argentina: “Desde la toma de posesión del presidente Macri, 3.000 periodistas argentinos perdieron sus empleos debido a textos críticos. Incluso las estaciones de televisión tuvieron que ceder ante la presión del gobierno. Pero los profesionales de los medios argentinos están luchando por su libertad de prensa. ¿Fin de la libertad de prensa en Argentina?”.


Reivindicamos las palabras de Víctor Santa María: “La libertad de expresión es un valor universal. Una democracia de calidad no se basa en la persecución, el encarnizamiento y la búsqueda permanente de acallar voces distintas. Una democracia mejora en calidad cuanto mayor sea la pluralidad de voces. Es mi opinión, pero además es el fundamento jurídico de los pactos firmados por la Argentina, que en materia de derechos humanos tienen rango constitucional. Yo quiero poder seguir leyendo Clarín y La Nación. Me gustaría que los propietarios de Clarín y La Nación quisieran poder seguir leyendo PáginaI12”.